domingo, 3 de febrero de 2013

Pimientos asados

¿Os gustan los pimientos asados? ¡A mí me encantan! En ensalada con anchoas y ajo picado, en una rosca con caballa o atún, acompañando unos filetes a la plancha,..... o donde os lleve vuestra imaginación y siempre buenísimos.

Los hago con frecuencia y sobre todo con paciencia. Me gusta que se deshagan en la boca al comerlos y el truco está en hacerlos despacito y durante bastante tiempo, es por esta razón por la que hago tantos como me caben en la bandeja, ya que voy a gastar tiempo y energía hago muchos y después puedo congelar los que sobren, aunque no suele dar tiempo.

Ingredientes:
- 5 pimientos rojos grandes.
- Una pizca de sal gorda.
- Un chorrito de aceite de oliva.
- 5 trozos de papel de aluminio para envolver los pimientos individualmente.



Elaboración:
1. Precalentar el horno a 160º C.
2. Lavar los pimientos y poner cada uno en un papel de aluminio.
3. Echar por encima un pelín de aceite de oliva y de sal gorda.
4. Cerrar el albal dejando hueco.
5. Hornear de 2,5 a 3 horas.
6. Dejar que se entibien o enfríen para pelarlos; primero porque creo que tendréis cierto aprecio a vuestras huellas dactilares y segundo porque si los peláis calientes perderéis carne del pimiento pegado a la piel.
7. ¡A disfrutar!


No hay comentarios:

Publicar un comentario